Notas de prensa sobre migraciones, población, niños, …

The Town Where Immigrants Hit a Human Wall

Influx of Central American Migrants Roils Murrieta, Calif.

By JENNIFER MEDINA – JULY 3, 2014

Ver fotos y video en: http://www.nytimes.com/2014/07/04/us/influx-of-central-american-migrants-roils-murrieta-calif.html?emc=edit_th_20140704&nl=todaysheadlines&nlid=9405935

Slide Show|6 Photos

Wave of Migrants Ignites Tempers in California

CreditMonica Almeida/The New York Times

MURRIETA, Calif. — Suddenly, this city in the desert has become the place that turned away the immigrants.

When the three busloads of immigrant mothers and children rolled into town for processing at a Border Patrol station this week, they were met by protesters carrying American flags and signs proclaiming “return to sender” as they screamed “go home” and chanted “U.S.A.” Fearing for the safety of the migrants and federal officers, immigration officials decided to reroute the buses to San Diego, an hour south.

And a day after many here celebrated what they saw as a temporary victory, more than a thousand residents packed a high school auditorium on Wednesday night for a town-hall-style meeting that lasted more than four hours, voicing fears about an influx of migrants.

“What happens when they come here with diseases and can overrun our schools? How much is this costing us?” one resident, Jodie Howard, asked the mayor.

“How do you know they are really families and aren’t some kind of gang or drug cartel?” another person asked federal officials.

Play Video|0:37

Anti-Immigrant Sentiment in California

Protesters in Murrieta, Calif., demonstrated against immigration and expressed concerns about jobs and border control.

Video Credit By Natalia V. Osipova and Monica Almeida on Publish Date July 3, 2014. Image Credit Monica Almeida/The New York Times

After a Border Patrol official explained that more buses would probably arrive in Murrieta in the coming weeks as part of an attempt to relieve processing centers near the Texas border, one man took to the microphone and demanded to know: “Why do we have to put them on a bus to Murrieta? Why can’t we just transport them on a bus to Tijuana?” The crowd responded with thunderous applause.

As federal officials have begun to send the expected 240,000 migrants and 52,000 unaccompanied minors who have crossed the border illegally in recent months in the Rio Grande Valley to cities around the county, Murrieta so far is the only place that has managed to turn them away.

The reactions have been mixed: Officials in Dallas have said they will welcome thousands of migrant children and have helped to coordinate donations from local residents, but residents of Artesia, N.M., expressed frustration at a meeting this week that immigrants were being placed at a temporary detention center there. They stopped short, however, of blocking the buses.

Nowhere have the Central American immigrants been met with such tremendous anger as they have here, in this middle-class conservative community about 90 miles southeast of Los Angeles.

“We didn’t ask for this problem — it was just dumped at our doorstep,” said Mayor Alan Long, who has lived here most of his life and told residents he planned to send a “fat bill” to President Obama. “This is a nationwide problem, and little Murrieta has taken the lead.”

A generation ago, Murrieta was not much more than a rural desert outpost, but in the past decade the population has exploded to more than 100,000, with suburban developments taking over large plots of scrub brush. For the most part, residents were attracted to the promise of a quieter life and housing that was much less expensive than in the coastal cities where they once lived.

The recent tensions have exposed a deep divide in the city: Although Latinos make up more than 25 percent of the population and have opened up several small businesses as the area has grown, Murrieta has not been as transformed by immigration as many other communities in Southern California have.

The city’s motto calls Murrieta “the future of Southern California.” Its official song, which was created for the city’s 21st anniversary, is called “Gem of the Valley” and boasts that “she’s a safe place, where we can live, laugh, learn and play.” Many residents say they came here to escape the kind of crime and urban problems they now fear the immigrants could bring.

During Wednesday night’s meeting, dozens of residents vented at the Obama administration for what they saw as a failure to secure the borders. And they vowed to continue to fight back, promising to show up at the local Border Patrol station every time they know a new bus of immigrants is scheduled to arrive.

Dozens of pro-immigrant residents wearing Mexican soccer jerseys also showed up at the meeting on Wednesday, but mostly sat in silence. Many more waited outside, having arrived too late to be let into the auditorium, which quickly filled to capacity. They held up signs proclaiming, “We are not illegal, we are humans,” as they faced opposing signs that read, “Bus them to the White House.”

In California, where Latinos are now the state’s largest ethnic group and much of the anti-immigrant sentiment of the 1990s has mostly faded away, many residents here say they have been stunned by their neighbors’ reactions.

“We came here because they are attacking our people, people just like us,” said Ana Larios, 42, a Mexican immigrant who moved to Murrieta with her children from Los Angeles nearly a decade ago. “I never knew people felt this way until now. It’s shocking and embarrassing.”

On Wednesday night, the crowd jeered at federal officials who sat through the lengthy meeting but offered few concrete details about what the city could expect. Paul A. Beeson, the chief officer in San Diego for Customs and Border Protection, said the agency still expected one plane from Texas to arrive every 72 hours, but did not know where the passengers would be sent for processing. The migrants will then be turned over to Immigrations and Customs Enforcement and probably released to find relatives already living in the United States and told to appear later in front of an immigration judge.

“When you have a noncriminal mother, they are going to be released,” said David Jennings, the Southern California field director for the immigration agency. “The most humane way to deal with this is to find out where they are going and get them there.”

Jeff Stone, the chairman of the Riverside County Board of Supervisors, told the audience that he was concerned about communicable diseases that the migrants could be carrying, such as whooping cough, swine flu or tuberculosis. Mr. Beeson said four children had been sent to local hospitals this week, two with a fever and two with scabies.

“Obama needs to enforce the border and stop this action of exploiting traumatized women and children for his own political gain,” Mr. Stone told the crowd. “We need the message to get to Guatemala not to come here because if you do you will be sent back as fast as you came.”

Mayor Long said he resented accusations of racism, telling the crowd that both his mother and wife are Hispanic. Mr. Long asked his 86-year-old father-in-law to stand, then praised him for immigrating legally.

The mayor promised to notify people when he knew another bus would arrive, perhaps on the Fourth of July. Some residents seemed certain that their Independence Day plans would include a protest at the Border Patrol station.

A version of this article appears in print on July 4, 2014, on page A1 of the New York edition with the headline: The Town Where Immigrants Hit a Human Wall

Amid Influx of Migrants, Obama to Skip Border Visit on Texas Trip

By JULIE HIRSCHFELD DAVIS and JULIA PRESTONJULY 3, 2014

Inside

Photo

Representatives Robert W. Goodlatte, left, of Virginia and Darrell Issa of California, both Republicans, on Thursday. They were among the lawmakers on a tour of the South Texas border. Credit Maricela Rodriguez/Valley Morning Star, via Associated Press

WASHINGTON — When President Obama travels to Texas next week, he will come as close as he has been in weeks to the rapidly escalating border crisis that has left thousands of unaccompanied children in shelters and spurred angry protests throughout the country.

But despite being battered on all sides on the issue, a White House spokesman said Thursday that the president had no intention of visiting the border for a firsthand look at the scene of what he has called a humanitarian crisis.

“The reason that some people are suggesting the president should go to border when he’s in Texas is because they’d rather play politics than actually trying to address some of these challenges,” Josh Earnest, the White House spokesman, said Thursday.

In politics, pictures are among the most powerful tools to dramatize policy problems or drive a point home. But a border visit for Mr. Obama raises difficult political questions when he is struggling to balance his message on immigration. Mr. Obama is simultaneously trying to beat back the illegal influx of Central American migrants and vowing to take unilateral action to move his stalled immigration agenda, which includes allowing millions of people in the country illegally to stay in the United States.

“The administration can look too nice or too mean, and finding the middle ground is going to be very, very difficult,” said Ali Noorani, the executive director of the National Immigration Forum.

A picture of the president surveying a fortified border could inflame the passions of his allies pressing for an immigration overhaul, who have criticized him for stepping up deportations and enforcement without doing enough to address the plight of those in the country illegally.

But Mr. Obama and his team are determined to maintain a hard-line message — first delivered by the president in a television interview last week — that migrant children who cross the border illegally will not be able to stay in the United States, so their parents should not send them.

“He doesn’t want to go and sort of stand there with his hands on his hips saying, ‘Don’t come in,’ ” said Tamar Jacoby, president of ImmigrationWorksUSA, an employer group advocating an immigration overhaul. “At the same time, most of the public thinks that we should have a reasonable immigration policy, but it can’t be everybody who shows up gets to come in.”

Mr. Obama’s trip to Texas, she added, is “a little snapshot of the corner he’s in” on the issue.

On Thursday, more than 200 immigrant advocacy groups urged Mr. Obama to reconsider any proposal to limit existing special protections for unaccompanied minors apprehended at the border. “The administration’s recent statements have placed far greater emphasis on deterrence of migration than on the importance of protection of children seeking safety,” the organizations wrote in a letter to Mr. Obama.

But House Republican leaders who participated in a tour of the South Texas border by members of the House Judiciary Committee said the president was not doing nearly enough to deter families and children from risking the dangers of the journey across Mexico. “Clearly there is little if any consequence right now for illegal immigration and that needs to change,” said Representative Robert W. Goodlatte of Virginia, the Republican chairman of the committee, speaking by telephone from Harlingen, Tex., at the end of the tour. He said the president should apply fast-track deportations to many more people crossing the border illegally and step up deportations from inside the country.

Another Republican on the tour, Representative Darrell Issa of California, chairman of the House Oversight and Government Reform Committee, said the president should cancel a two-year-old program that gives protection from deportation to young immigrants living illegally in this country since childhood. He and 29 other House lawmakers sent a letter to Mr. Obama on Wednesday demanding an end to the program.

But in an unusual glimmer of possible accord between the White House and Republican lawmakers, Mr. Goodlatte said the House would be willing to “take a very close look” if Mr. Obama sent over narrowly tailored proposals to toughen enforcement and “make it easier for the Border Patrol to do their jobs.”

Policy makers on all sides were focusing increasingly on a mesh of laws mandating special treatment of unaccompanied migrant children, most of which were passed under President George W. Bush.

Under an anti-trafficking statute adopted — with bipartisan support — in 2008, minors caught traveling without their parents, if they are not from Mexico, cannot be rapidly deported. Youths from Central America must be transferred within 72 hours from the Border Patrol to the Department of Health and Human Services, which detains them in shelters and works to release them to parents or other responsible adults in the United States.

The president will seek a legal change that would allow the border authorities to treat minors from El Salvador, Guatemala and Honduras — the home countries of most recent migrants — the way they now treat unaccompanied minors from Mexico, a country that has a different procedure because it shares a border with the United States. Under the 2008 law, youths from contiguous countries are questioned by border agents immediately after they are caught. If they do not express fear of returning home or say they have been victims of trafficking, agents can secure their consent to be deported and they are rapidly returned home.

“It’s a fair way to deal with people in the immigration system,” Mr. Earnest said of the expedited procedures. In addition, he said, “It sends a clear and unmistakable signal to parents who might be considering putting their children in the hands of a stranger, in some cases a criminal, to transport them to the southwest border, with the expectation that if they get to the border that they’ll be allowed to remain in the country: That is simply not the case.”

Mr. Goodlatte said he might support the White House proposal, but he would also seek measures to detain and deport more parents in the United States illegally who encourage children to make the dangerous journey.

Federal officials in South Texas have told lawmakers that more than 85 percent of the unaccompanied minors from Central America have been released to close relatives living in this country, including about half released to at least one parent. Many youths reported they were fleeing criminal violence by increasingly aggressive street gangs in their home countries.

Next week Mr. Obama is expected to formally send a request for funds and legal changes allowing him to expand detention and to deport more migrants, including children, more quickly, part of a broad effort to dissuade others from coming. Mr. Obama announced this week that he would seek the funding, expected to top $2 billion.

Julie Hirschfeld Davis reported from Washington, and Julia Preston from New York.

A version of this article appears in print on July 4, 2014, on page A12 of the New York edition with the headline: Amid Influx of Migrants, Obama to Skip Border Visit on Texas Trip

The Opinion Pages | Editorial |​NYT Now

Mr. Obama, Go Big on Immigration

By THE EDITORIAL BOARD – JULY 3, 2014

This week, President Obama finally declared his independence from a suffocating debate over immigration reform that Republicans in Congress had never seriously joined. After waiting too long for the obstructionists to move, Mr. Obama has freed himself to do what he can to fix the broken-down system.

His powers are limited, of course. Only Congress can give immigration the long-term, comprehensive overhaul it so badly needs. A bipartisan bill passed by the Senate a year ago — and strangled in the House — was the best hope for that. But Mr. Obama should do his utmost, within the law, to limit the damage done by an obsolete, unjust system that is deporting the wrong people, stifling businesses, damaging families and hurting the economy.

It starts with giving millions of immigrants permission to stay, to work and to live without fear.

Mr. Obama needs to scale back the deportation machinery, which he greatly expanded. His decision two years ago to halt deportations of young immigrants called Dreamers was a good first step. Now he should protect Dreamers’ parents, and, if possible, parents of citizen children. His emphasis should be on protecting families and those with strong ties to this country, and on freeing up resources to fight human traffickers, drug smugglers, violent gangs and other serious criminals.

He should end programs that recklessly delegate immigration enforcement to local police. He should make it easier for family members of citizens to seek green cards without having to leave the country for three or 10 years. Through common-sense fixes to onerous visa restrictions, wise use of prosecutorial discretion and new programs to allow groups of immigrants to apply to stay and work legally, Mr. Obama should move the system away from its deportation fixation, and closer toward balance.

Mr. Obama wants to shift resources away from the interior to the border, where tens of thousands of children have recently been detained after fleeing violence in El Salvador, Guatemala and Honduras. He hopes to stem the influx through swifter deportations, but his most urgent priority should be giving these children lawyers and caregivers. While many will probably be sent back, many others will likely qualify for humanitarian protection.

Republicans will howl over Mr. Obama’s solo actions. Let them. Let the party pay a heavy price among Latino and Asian voters for failing to tame its nativist wing, whose only idea for immigration is a fantasy of an airtight border and mass expulsions.

Most Americans find the Republicans’ enforcement obsession unconvincing; polls support the moderation and legalization that Mr. Obama and Democrats have fought for. But fear and panic do respond to stoking, as in places like Murrieta, Calif., where protesters this week blocked buses carrying recent migrants to a Border Patrol center. In a farcical reaction to a concocted emergency, Murrieta’s mayor announced that the city had set up an “incident action plan,” so police and emergency officials could keep a few dozen women and children from destroying his town.

Nobody was even being released in Murrieta. But the mayor urged residents to complain, and in a pageant of ugliness, dozens took action: They waved flags, screamed “U.S.A.!” and turned three buses back.

As the border crisis plays out, public support for legalization will be tested. But Mr. Obama can ease fears if he acts on the belief that millions who are here are a benefit to the country and deserve a chance to stay. Through cynical abdication, Republicans wasted a precious chance to fix immigration for the 21st century. That game is over. The president has moved on. It’s about time.

A version of this editorial appears in print on July 4, 2014, on page A18 of the New York edition with the headline: Mr. Obama, Go Big on Immigration

Viernes, 4 de julio de 2014

El sistema migratorio de EU está fracturado; urge arreglarlo: Obama

Por Reuters

vie, 04 jul 2014 12:07

Washigton. El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, renovó sus alegatos a favor de una nueva política política migratoria y sostuvo que "tenemos que arreglar nuestro sistema de inmigración, que está fracturado, y aprobar una reforma de inmigración con sentido común".

El mandatario encabezó una ceremonia en la Casa Blanca con motivo del Día de la Independencia, en la que 25 personas nacidas en 15 países recibieron la ciudadanía estadunidense por sus servicios en el ejército.

Obama está peleando en dos frentes en el debate de la inmigración.

Su iniciativa para que el Congreso apruebe una reforma integral este año fracasó cuando el presidente de la Cámara de Representantes, el republicano John Boehner, le dijo que la cámara no realizaría la votación.

En la frontera sur, en Texas, el Gobierno lidia con el ingreso de decenas de miles de niños de países de Centroamérica que han entrado al país.

Los dos desafíos dejan a Obama en una posición difícil. Si bien ha prometido tomar medidas para facilitar que las personas indocumentadas permanezcan en el país, dice que la mayoría de los inmigrantes recientes serán devueltos a sus países.

Eso ha irritado a grupos defensores de los inmigrantes que apoyan a Obama.

Las declaraciones de Obama en el acto hicieron hincapié en que Estados Unidos sería una nación más débil sin los inmigrantes.

"La idea básica de acoger a los inmigrantes (…) es central para nuestra forma de vida", dijo Obama. "Está en nuestro ADN".

Obama viajará a Texas la semana próxima para participar en eventos de recaudación de fondos para los candidatos demócratas a las elecciones del Congreso de noviembre. (Reporte de Steve Holland, Traducido por Janisse Huambachano; Editado en español por Javier López de Lérida)

· Reiteran grupos de residentes de California su oposición al traslado de indocumentados

Pide Ban Ki-moon respeto a los derechos de menores migrantes

· Países de tránsito y de destino deben mantener la dignidad de los viajeros, destaca la ONU

· Hasta 90 mil niños no acompañados podrían cruzar la frontera de Estados Unidos en 2014

Activistas de la Coalición para los Derechos Humanos de los Inmigrantes protestan fuera del consulado mexicano en Los Ángeles, donde pidieron al gobierno mexicano que tome más medidas para proteger los derechos de menores solos que cruzan su territorio rumbo a EU

Foto Ap

Residentes de Murrieta, California, se reunieron en el ayuntamiento con el alcalde Alan Long para expresar su rechazo a los planes del gobierno federal sobre los centros de procesamiento de indocumentados

Foto Reuters

Ap, Dpa, Afp, Reuters y Notimex

Periódico La Jornada
Viernes 4 de julio de 2014, p. 29

Nueva York, 3 de julio.

El secretario general de la Organización de Naciones Unidas (ONU), Ban Ki-moon, exhortó este jueves a los países de origen, tránsito y destino a que respeten los derechos de los migrantes, en especial cuando se trata de menores que viajan sin la compañía de un adulto, en momentos en que los residentes de la localidad de Murrieta, entre las ciudades de San Diego y Los Ángeles en el estado de California, reiteraban su oposición a que el gobierno federal utilice una estación de la Patrulla Fronteriza como centro para menores inmigrantes detenidos al cruzar la frontera.

Durante su rueda de prensa diaria, el vocero del titular de la ONU, Stephane Dujarric, manifestó la preocupación de Ban de que los países de tránsito y de destino mantengan la dignidad de los migrantes dentro de su territorio y garanticen que sus derechos, conforme a las leyes internacionales, sean respetados.

No militarizar la frontera

Activistas defensores de inmigrantes en Los Ángeles, California, también pidieron al gobierno mexicano que resguarde la seguridad de los centroamericanos en su territorio que viajan rumbo a Estados Unidos.

Si México exige la protección de los derechos humanos de sus connacionales en Estados Unidos, nosotros también estamos en posición de pedir ese respeto para los centroamericanos en territorio mexicano, sostuvo Jorge Mario Cabrera, portavoz de la Coalición por los Derechos Humanos de los Inmigrantes en Los Ángeles.

Junto con México y países de Centroamérica, el gobierno estadunidense está tratando de resolver lo que el presidente Barack Obama llama una crisis humana: un flujo de niños no acompañados y familias que están llegando al país tras cruzar la frontera sin documentos.

Más de 52 mil menores no acompañados han sido detenidos desde octubre, y según organismos civiles y autoridades estadunidenses, hasta 90 mil niños migrantes podrían cruzar la frontera de Estados Unidos en el año fiscal 2014.

El portavoz del consulado de México en Los Ángeles, Sergio Juárez Pérez, aseguró que el gobierno de su país está pendiente de la crisis para velar por los derechos humanos fundamentales de los niños y las familias en su territorio.

Los activistas, de organizaciones mexicanas, centro y sudamericanas, pidieron también que México no militarice su frontera con Guatemala, pues ello obligaría a los niños a cruzar por zonas más inhóspitas, dijo Leoncio Velásquez, presidente de Hondureños Unidos de Los Ángeles, quien además demandó más salvoconductos a centroamericanos que viajan rumbo a Estados Unidos.

Precisamente, en Honduras, Ana García, esposa del presidente Juan Orlando Hernández, recibió a un grupo de menores detenidos en México mientras viajaban solos o acompañados hacia Estados Unidos.

García encabeza una fuerza de tarea creada por el mandatario para recibir a miles de niños migrantes desde Estados Unidos o México, que hacen una travesía repleta de amenazas que incluyen la presencia de violentas bandas criminales que los secuestran en busca de recompensas.

Guatemala, entre tanto, solicitó a las autoridades estadunidenses informes sobre la situación de niños guatemaltecos interceptados por la Patrulla Fronteriza, informó el canciller guatemalteco Fernando Carrera.

Estimó que la mayoría de los menores fueron entregados a sus familiares que residen en Estados Unidos, pero Guatemala nunca recibió notificación de las autoridades estadunidenses. No se tiene conocimiento exacto de la cantidad de niños y adolescentes que han sido reunificados con sus padres o familiares para su resguardo, mientras se resuelve su situación migratoria, dijo.

Asistencia legal gratuita

Según datos del Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos, publicados por el diario guatemalteco Prensa Libre, de 2009 hasta ahora han interceptado a 28 mil 770 menores del país centroamericano, pero la Dirección General de Migración de Guatemala reporta sólo 2 mil 270 deportados en ese lapso.

En Estados Unidos, la organización Niños en Necesidad de Defensa (KIND, por sus siglas inglés), fundada por la actriz Angelina Jolie y Microsoft, ofrece asistencia legal gratuita a los menores indocumentados que no tienen un abogado que los represente en sus casos de deportación.

A diferencia de lo que ocurre en un proceso criminal, en el que si el acusado no tiene dinero para pagar un abogado se le garantiza uno de oficio para que lo defienda, en los procesos de inmigración no está garantizada la asistencia legal de un abogado, independientemente de la edad del inmigrante indocumentado.

Los estudios muestran que un inmigrante tiene tres veces más posibilidades de obtener un resultado positivo en su caso si tiene un abogado, explicó Megan McKenna, directora de comunicación e incidencias de KIND, y recordó que además muchos de los niños que llegan a Estados Unidos no saben inglés y no comprenden su sistema legal.

El creciente número de menores inmigrantes ha generado el rechazo de estadunidenses, luego de que residentes de Murrieta, comunidad ubicada entre Los Ángeles y San Diego, reiteraron su oposición a que el gobierno federal estadunidense utilice una estación de la Patrulla Fronteriza como centro para menores inmigrantes detenidos.

Cientos de residentes de Murrieta, en reunión con el alcalde Alan Long, expresaron su rechazo a los planes del gobierno federal y criticaron lo que consideraron falta de seguridad en la frontera sur de Estados Unidos.

La reunión se efectuó luego que un grupo de vecinos bloqueó anoche el paso a un convoy de autobuses que trasladaba a niños inmigrantes y los camiones debieron ser enviados a Chula Vista. El alcalde, quien instó a los vecinos a oponerse al plan de transferencia de migrantes, reiteró la necesidad de que el gobierno federal haga más para hacer frente a la afluencia de indocumentados.

Lo ocurrido en Murrieta se da a consecuencia del creciente número de menores provenientes de Centroamérica que cruzan solos la frontera por el sur de Texas, que rebasó ya la capacidad de los centros de detención y forzó a la administración de Obama a habilitar centros de procesamiento y albergues de emergencia en diversos lugares del país.

Después del proceso, los inmigrantes serán liberados bajo la custodia de agentes de la Oficina de Inmigración y Aduanas, que los ayudarán a reunirse con sus familiares en Estados Unidos antes de su aparición en una corte de inmigración.

Descarrila tren en Oaxaca; un migrante herido

Pobladores de Tapanatepec, Oaxaca, recogen el trigo que se regó tras el descarrilamiento del tren conocido como La Bestia cuando se dirigía a Arriaga, Chiapas

Foto Diana Manzo

Diana Manzo

Corresponsal

Periódico La Jornada
Viernes 4 de julio de 2014, p. 34

Tapanatepec, Oax., 3 de Julio.

El tren conocido como La Bestia, que se dirigía a Arriaga, Chiapas, descarriló la mañana de hoy. Dos vagones de la empresa Ferrocarriles del Istmo de Tehuantepec (FIT), cada uno con 20 toneladas de trigo, volcaron y el grano quedó esparcido en las vías.

El coordinador del grupo Beta del Instituto Nacional de Migración (INM) en ciudad Ixtepec, Martín Rojas Márquez, informó que el percance ocurrió a dos kilómetros del poblado Las Anonas, agencia municipal de San Pedro Tapanatepec.

Agregó que el descarrilamiento se debió al desgaste de los durmientes de madera a causa de las lluvias recientes.

Abundó que en tres semanas La Bestia ha descarrilado en cinco ocasiones en el tramo de Arriaga, Chiapas a Ixtepec, Oaxaca. En este último un migrante oriundo de Huixtla, Chiapas, resultó herido al caerle una escalera en la cabeza y tuvo que ser hospitalizado.

Rojas Martínez dijo que, según el maquinista y personal de la transportista, la reparación podría tardar hasta cuatro días, por lo que pronosticó que se incrementará el tránsito de migrantes el fin de semana.

Vecinos de la cabecera municipal de Tapanatepec se llevaron en costales el trigo para alimentar a sus gallinas y ganado.

El Correo Ilustrado [¿qué tan Ilustrado?]

Sobrepoblación, causa de males sociales

La crisis de los niños migrantes en Estados Unidos es consecuencia de la sobrepoblación mundial que va en aumento. La reproducción desenfrenada en el sector humilde, que trae hijos al mundo en cantidades insustentables para la economía familiar, educacional y del país. Pero también los sectores económicamente estables sobrepueblan; a ellos debemos el exceso de desarrollo urbano, negocios, compañías, contaminación industrial, comercios, invasión de zonas residenciales, casas demolidas por construir multifamiliares, robo de bosques y zonas ecológicas para expansión urbana.

Por la sobrepoblación hay migraciones, desempleo por exceso de personas que buscan trabajo, falta de agua, comida y tierra cultivable, exceso de dióxido de carbono que crea calentamiento global, segundos pisos en avenidas vehiculares, tráfico insoportable, contaminación al alza, aumento en el crimen por adolescentes y adultos pobres buscando sustento, sobrecarga en universidades y escuelas, la reforma fiscal para la Cruzada contra el Hambre y el saldo negativo de la reforma fiscal.

Octavio Paz lo dijo; Bill Gates y Ted Turner lo advierten, y lo reitera mi proyecto: Planeta sustentable, un hijo por padre. Eso, o el Apocalipsis Regna de José Saramago. La ONU y el Vaticano deben cooperar en el reto: legislar. La planeación familiar es un cuento de hadas que nos llevó a ser 7 mil 250 millones de habitantes y en dos años seremos 9 mil millones. Por cada muerte hay tres nacimientos y ni la Tierra ni su agua ni sus bosques, crecen… sólo la población.

Marina de Santiago-de Borbón Haas Canalizo

Zozobra de inmigrantes

José Cueli

“Estos son hermano mío
Los seres con los que muero a solas
Fantasmas que harán brotar un día

El solemne erudito, oráculo de estas palabras mías ante alumnos extraños
Obteniendo por ello renombre
Mas una pequeña casa de campo en la angustiosa sierra
Inmediata a la capital
En tanto tu tras trisada niebla
Acaricias los rizos de tu cabellera
Y contemplas con gesto distraído desde la altura

Esta sucia tierra donde el poeta se ahoga…”

Poesía de Luis Cernuda dirigida al demonio… La misma de los niños centroamericanos en la frontera sur de México, Los pandilleros siguen andando como perros sueltos, las muertes no se cuentan y un viacrucis de amputados está sembrando de sangre todo el camino de un ferrocarril que a veces parece haberse vuelto guillotina.

Las pandillas destruyen todo. Matan por cualquier cosa a los que se les oponen, a los que no quieren unirse o a los que no les pagan la renta.

Abunda que quedarse sólo les ofrece dos caminos para vivir: la pandilla y la droga para el muchacho, la prostitución para la muchacha. (Gustavo Castillo García, Talismán Chis, La Jornada, 29-VI-14).

Terrible destierro que me lleva a escribir notas del libro La Hospitalidad (Ediciones de la Flor, Buenos Aires, 2010).

Ante la pregunta Anne Dufourmantelle por la hospitalidad, la hostilidad, el otro y el extranjero, Jacques Derrida no responde, más bien despliega la pregunta, insiste en la pregunta, se pregunta y nos pregunta acerca de la hospitalidad, “acerca de la acogida, de aquel, aquella o aquello que acogemos o que nos acogemos en nosotros, en nuestra casa, en nuestro lugar-propio, en el chez.soi.”

Dufourmantelle, conocedora del pensamiento derridiano, expresa en el prólogo: La hospitalidad se ofrece, o no se ofrece, al extranjero, a lo ajeno, a lo otro. Y lo otro, en la medida misma en que lo otro, nos cuestiona, nos pregunta. Nos cuestiona en nuestros supuestos saberes, en nuestras certezas, en nuestras legalidades, nos pregunta por ellas y así introduce la posibilidad de cierta separación dentro de nosotros mismos, de nosotros para con nosotros. Introduce cierta cantidad de muerte, de ausencia, de inquietud allí donde tal vez nunca nos habíamos preguntado, o donde hemos dejado ya de preguntarnos, allí donde tenemos la respuesta pronta, entera, satisfecha, la respuesta allí donde afirmamos muestra seguridad, nuestro amparo.

Acoger, pues, al extranjero, brindarle hospitalidad nos pregunta y nos confronta sin ambages sobre nuestro propio desamparo, sobre aquello extranjero que a todos nos habita y contra, lo cual nos defendemos con la ilusoria fantasía narcisista de completud, de unidad, de invulnerabilidad. Por tanto, negar la pregunta que el extranjero, el otro, plantea y nos plantea implica reforzar la negación, acudir a la omnipotencia, reforzar el narcisismo y desemboca, por tanto, en la hostilidad hacia aquel o aquello que amenaza nuestra ilusionaría completud. El anfitrión se hace vulnerable cuando acepta la pregunta. Por tanto, resulta preferible elegir muros que aíslen al otro o legislar de manera arbitraria o bien perseguir o matar a aquel que amenaza con su otredad los frágiles límites que una vez traspasados nos confrontan con la propia otredad que no solo nos habita, sino que nos constituye.

Es así como Derrida opta por la pregunta, honestamente, ingenuamente, poéticamente. Y en este discurrir aparece, inevitablemente la poética, lo mítico y lo ancestral. Aparece Edipo, el extranjero desde siempre y para siempre, “muerto fuera de la ley, más allá de la ley, sin tierra ni tumba… Sólo la poesía es capaz de decir, y no, aquello que, entre, entre la ley y la transgresión, puede hacer de la transgresión una ley: ¡cómo entender, si no, la trágica figura de Antígona, aquella que es íntegra, fiel a sí misma, ahí donde transgrede?

Para Derrida es la poesía, amparo abierto, aquella que puede ayudarnos en la defensa contra la antipoesía tecnológica que amenaza invadir la intimidad, pervertirla, hacerla pública, introduciéndose en lo más íntimo de esa intimidad. Por tanto, Derrida enuncia que Un acto de hospitalidad no puede ser sino poético. Lo que esperan los niños centroamericanos.

· El ACNUR debe tratar el problema como caso de refugio

Hondureños no buscan el sueño americano; huyen de la violencia

· Niños, mujeres y hombres deportados atiborran albergues de acogida

Las expulsiones en masa son la respuesta a la reunión que sostuvo el vicepresidente de Estados Unidos, Joe Biden, en Managua, con el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong; los presidentes de Guatemala y El Salvador, y altos funcionarios de Honduras y Nicaragua, señala Rubén Figueroa, responsable de la región sur-sureste del Movimiento Migrante Mesoamericano. En la imagen, menores centroamericanos en un refugio de Tenosique, Tabasco

Foto Rubén Figueroa

Blanche Petrich

Periódico La Jornada
Viernes 4 de julio de 2014, p. 8

El 25 de junio pasado se rompió en Honduras un récord: se presentó el mayor desembarco –hasta ahora– de niños y adolescentes deportados, la mayoría desde México y algunos de Estados Unidos. Las expulsiones corren por cuenta del Instituto Nacional de Migración. Ese día se registraron 321 menores, según el diario local El Heraldo. Fue el reflejo inmediato de la reunión de trabajo que el vicepresidente de Estados Unidos, Joe Biden, tuvo en Managua con el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong; los presidentes de Guatemala y El Salvador, y altos funcionarios de Honduras y Nicaragua.

Paradójicamente, Estados Unidos deporta –o pide a sus aliados que intercepten, detengan y devuelvan a sus lugares de origen– familias y niños no acompañados que proceden de las ciudades que el Departamento de Estado advierte –en una alerta a viajeros fechada el 24 de diciembre de 2014– a sus conciudadanos que eviten visitar, porque el crimen y la violencia mantienen índices críticamente altos, y en las que el gobierno de Honduras carece de recursos para resolver los problemas de inseguridad. La gran mayoría de crímenes cometidos en Honduras, incluso contra ciudadanos estadunidenses, nunca se resuelve, añade el citado trip advisory.

Los refugios, rebasados

Esa misma semana, el Hogar para Niños Emanuel, ubicado en San Pedro Sula, se declaraba rebasado, incapaz de atender a una criatura más: tenía 498 menores bajo su cuidado, en espera de que llegaran familiares a recogerlos. Y preveía para las próximas horas 200 ingresos más, informa La Prensa hondureña. El 26 de julio, frente al Centro Edén, otro albergue administrado por particulares, la Dirección Nacional de Niños, Adolescentes y Familias, recibía siete autobuses repletos, en viaje directo desde la frontera mexicana, con 99 adultos y 155 menores deportados; algunos expulsados de Estados Unidos, la mayoría interceptados por autoridades mexicanas antes de alcanzar la frontera norte.

Tegucigalpa, por su parte, recibe cada día, desde hace varias semanas, uno o dos vuelos desde la frontera norte de México con migrantes deportados, adultos y menores.

Rubén Figueroa, responsable de la región sur-sureste del Movimiento Migrante Mesoamericano (MMM), de gira como observador por los puntos de desembarque de deportados en Honduras, expresó a este diario: “Las expulsiones en masa son la respuesta a la reunión con Biden. Y eso que aún no se aplican las facultades discrecionales que el presidente (Barack) Obama pidió. (Este lunes, la Casa Blanca solicitó al Congreso autorización para que el Departamento de Seguridad Nacional retire y repatrie –son los eufemismos que usó– a los niños no acompañados a países no contiguos.)

Dejando a un lado la tragedia humana, lamenta Figueroa, también responsable de seguridad del albergue La 72, de Tenosique, Tabasco, Estados Unidos está trasladando la crisis de los centros de detención de Texas a los de acogida de Honduras.

Para Marta Sánchez Soler, directora del MMM, lo que los gobiernos de Estados Unidos, México y Centroamérica, y el Alto Comisionado de Naciones Unidas para Refugiados (ACNUR) tratan de eludir es declarar este desbordamiento humano como lo que es: un movimiento masivo de desplazados por la violencia, que debe tratarse como un caso de refugio, no con el estrecho criterio de migración indocumentada.

Explica: “El cambio cualitativo se empezó a observar desde el segundo semestre del año pasado: cada vez más migrantes, cada vez más familias con niños, o niños solos. Y todos ya no siguiendo el famoso sueño americano, sino expresamente huyendo de la violencia que se ha enseñoreado en sus colonias y sus pueblos. Empujados por un sentimiento común: la desesperación”.

Atrapados

Organizadora de las caravanas de madres centroamericanas que desde hace más de 10 años vienen a México en búsqueda de migrantes desaparecidos en el trayecto, Sánchez Soler insiste en que el actual ya no es un flujo migratorio convencional, sino un “desplazamiento forzoso, o si se quiere usar un término técnico: una migración forzosa. Sus integrantes ya no dejan su tierra y a los suyos en busca del sueño americano, sino que salen huyendo, intentando salvar sus vidas”.

Las entrevistas y las estadísticas que se levantan sistemáticamente en el albergue de Tenosique, con el cual el MMM colabora estrechamente, vienen detectando desde el último trimestre del año pasado un elemento que antes no estaba presente: La desesperación. Todos hablan de amenazas de muerte. Todos, hasta las madres con niños de brazos, refieren que su viaje es cuestión de vida o muerte. Antes encontrábamos a muchos que a medio camino se arrepentían y regresaban. Hoy nadie regresa.

Insiste en su llamado al ACNUR y a los gobiernos involucrados a que avancen hacia una declaratoria de desplazamiento masivo por violencia y propongan, entre las soluciones, el asilo o refugio: Conforme a todos los convenios internacionales, el interés superior del niño no es ser devuelto obligadamente al sitio de donde viene huyendo. Es la única forma de romper la trampa en la que están: no pueden avanzar ni pueden quedarse donde están, mucho menos pueden regresar. Están atrapados.

Además, hay datos concretos que confirman que las amenazas son cumplidas con frecuencia con los migrantes deportados. “Hemos constatado en nuestras misiones de observación –dice Rubén Figueroa– que en las terminales de autobuses de San Pedro, Atlántida y La Ceiba, o en los puntos donde dejan a los deportados, hay vigilantes de las pandillas que están checando si regresan algunos de los que tienen vistos para engancharlos. O si encuentran a algunos que huyeron de la extorsión. Si los atrapan, les cobran las rentas vencidas. O los matan. No es exagerado decir que las deportaciones van a disparar estos crímenes”.

No es poesía decir que la migración es imparable

El escándalo de los niños migrantes no acompañados que atiborran las cárceles estadunidenses tuvo gran impacto en la prensa mundial cuando a la medianoche del 17 de junio tocaron con urgencia el portón de La 72, en Tenosique. Entre las sombras, Figueroa atisbó a una familia en la desgracia más completa. Una joven mujer paralítica, Digna Aracely; su bebé de siete meses, Pablo, y su marido, Pedro Pablo, venían de caminar toda la noche por veredas desde la frontera con Guatemala. Un joven tabasqueño los encontró en el camino y los guió con el faro de su motocicleta hasta el albergue.

Su historia, una más: Pedro Pablo poseía una pequeña frutería en San Pedro Sula y tenía que pagar, desde hace dos años, una suma mensual de extorsión a la pandilla local. Los aumentos frecuentes de la cuota lo llevaron a la quiebra. Los pandilleros lo abordaron: ahora tenía que usar su frutería como narcotiendita. Si no lo hacía, iban a asesinar a Digna, luego al bebé. Y al final él terminaría administrando la narcotiendita, no tenía escapatoria.

La tuvo, emigrando

A Rubén Figueroa no le gusta hablar de lo que le duele. No me gusta chillar. Pero reconoce la desazón que a veces le quita el sueño. Como la noche en que ayudó a una familia numerosa a abordar el tren. Al bebé lo subieron colgando de la cangurera al techo de La Bestia: 15 días de viaje infernal. En ese instante arrancó el tren. Se quedó largo rato en las vías, viendo la silueta del ferrocarril perderse en la bruma tropical, batallando para no chillar.

· Interesa a mi gobierno resolver la crisis, afirma Wayne

Compartirá EU con México datos de menores migrantes

· La SRE plantea sensibilizar a familias para que no dejen sus países

Ciro Pérez Silva

Periódico La Jornada
Viernes 4 de julio de 2014, p. 10

El gobierno de Estados Unidos iniciará en breve un programa para compartir información con México acerca de menores migrantes no acompañados, adelantó este jueves el embajador de aquel país, Anthony Wayne.

En tanto, la subsecretaria para América Latina de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), Vanessa Rubio, señaló que México lleva a cabo un intercambio de información expedito con Guatemala, Honduras y El Salvador con el propósito que se registre de manera oportuna a las personas que están en las estaciones migratorias del país.

Al ser entrevistado por la mañana en la representación diplomática, al concluir la entrega de visas a 250 estudiantes universitarios mexicanos que continuarán su preparación en Estados Unidos, Wayne reiteró el interés de su gobierno por resolver la crisis que representa la presencia de más de 50 mil menores indocumentados no acompañados en su país.

Por su parte, tras inaugurar la 16 Conferencia Iberoamericana de Ministros y Ministras de Administración Pública y Reforma del Estado, Vanessa Rubio se refirió en entrevista a las dificultades que representa identificar debidamente a los menores migrantes no acompañados en su paso por México.

Muchas veces los migrantes no dicen en la primera la información de qué nacionalidad son ni su nombre para poder localizarlos oportunamente y avisar a la autoridad consular correspondiente. Pero en este caso estamos haciendo un redoblado esfuerzo con las autoridades consulares de Guatemala, Honduras y El Salvador. Incluso ofrecimos apoyarlos en el fortalecimiento de su infraestructura en México y proyectos como el de salud para migrantes, que se está dando ya en tres estaciones en el sur de la frontera, pero que se van a ampliar a otras tres en las próximas semanas, dijo.

Consideró que es necesaria una campaña de comunicación, que sensibilice a las familias para entender que es mejor permanecer en los lugares de origen. Es una política que tenemos que diseñar de manera conjunta, para el mediano y largo plazos, que incluya desarrollo, inclusión social y empleo, entre otros.

Acerca del paso de migrantes por territorio nacional, Rubio subrayó: Lo que tenemos que hacer es que el migrante esté adecuadamente resguardado, ya sea por los centros del Instituto Nacional de Migración, de los albergues del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia o de los albergues de las organizaciones no gubernamentales. Y también asegurar, en el caso de la cancillería, que la repatriación sea ordenada, conforme a derecho, que se respeten los derechos de los niños y que sea expedita para que no permanezcan durante largo tiempo en las estaciones migratorias.

· Autoridades de EU anuncian deportación de 400 menores a Nuevo Laredo

Reciben en catedral de Nuevo México a 82 migrantes centroamericanos

· Crece el número de niños que viajan solos, reporta la oficina de Aduanas de El Paso, Texas

Rubén Villalpando y Carlos Figueroa

Corresponsales

Periódico La Jornada
Viernes 4 de julio de 2014, p. 9

Ciudad Juárez, Chih., 3 de julio.

Ochenta y dos migrantes, la mayoría originarios de países de Centroamérica, fueron acogidos la tarde de este jueves en la catedral de Las Cruces, Nuevo México, adonde fueron trasladados en tres autobuses por agentes de la Patrulla Fronteriza de El Paso, Texas.

La diócesis de Las Cruces señaló que los indocumentados, la mayoría provenientes de El Salvador, Honduras y Guatemala, permanecerán en el recinto religioso al menos mes y medio. Agregó que voluntarios católicos gestionaron donativos para habilitar un salón con camas individuales, baños y otros accesorios.

La mayoría de los indocumentados refugiados en la catedral de la Inmaculada Concepción de María en Las Cruces, Nuevo México, población ubicada a unos 20 kilómetros de la zona limítrofe de Ciudad Juárez-El Paso, son niños y adolescentes, pero también hay madres y familias. Estas personas serán repatriadas.

La oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de El Paso reportó que en esa zona se ha registrado un incremento en el número de niños migrantes que viajan solos detenidos por la Patrulla Fronteriza.

Explicó que los niños y las familias de indocumentados detenidos son procesados, liberados y después reciben ayuda de alguna de las organizaciones de beneficencia locales para adquirir boletos de autobús o avión y trasladarse a otras regiones de Estados Unidos, donde esperan las audiencias de deportación.

Una de las agrupaciones que brindan ayuda a los migrantes es la Casa Anunciación, en El Paso, donde se les proporciona comida y refugio. Los menores son concentrados en el albergue México mi hogar, ubicado en la colonia Hidalgo de Ciudad Juárez.

Un directivo de ese refugio comentó que los niños llegan a la estancia con zapatos inservibles y en algunas ocasiones con lesiones, ya que cargan mochilas con comida y agua, lo que les provoca escoriaciones en la espalda.

Explicó que muchos menores son engañados por polleros, quienes les entregan papeles falsos y les hacen creer que son pasaportes válidos. El mes pasado, México mi hogar atendió a 60 niños y adolescentes.

El Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) de Ciudad Juárez se hace cargo del retorno de los niños mexicanos a sus lugares de origen, y en el caso de menores provenientes de Centro y Sudamérica, el Instituto Nacional de Migración se compromete a repatriarlos a sus países de origen.

Autoridades migratorias de Estados Unidos informaron a sus homólogas de México que en los próximos días serán deportados a Nuevo Laredo, Tamaulipas, alrededor de 400 menores, en grupos de entre 60 y 90.

Agustín Chapa Torres, director del DIF en Nuevo Laredo, señaló que esa dependencia no tiene capacidad para albergar y asistir a ese número de personas, por lo cual solicitó al gobierno de Estados Unidos información sobre cada uno de los menores con la finalidad de contactar a sus familias o a las autoridades de los estados de donde son originarios para que sean trasladados lo más rápido posible.

En este contexto, el sacerdote Luiz Kendzierski, director de la Casa del Migrante Nazareth, que opera en esa localidad fronteriza, sostuvo que en lo que va del año ha atendido a 300 menores de 17 años, aproximadamente, la mayoría provenientes de El Salvador y Guatemala.

· Pide a Obama que de garantías a niños sin compañía

La Permanente exhorta al Congreso de EU a discutir reforma migratoria

Víctor Ballinas y Andrea Becerril

Periódico La Jornada
Viernes 4 de julio de 2014, p. 10

La Comisión Permanente emitió ayer un exhorto a los congresistas de Estados Unidos para que, ante la crisis humanitaria originada por el flujo creciente de menores migrantes no acompañados, reconsideren su posición y avancen en la discusión de la reforma migratoria antes de que concluya el año legislativo, el próximo 31 de julio.

Con el respaldo de todos los grupos parlamentarios, la Permanente solicitó al presidente de Estados Unidos, Barack Obama, que ante la falta de consenso en el Congreso haga uso de sus facultades como jefe del Ejecutivo y emita lineamientos básicos que den garantías y mayor certidumbre a los niños migrantes que viajan sin compañía de sus padres.

En el pronunciamiento, diputados y senadores llamaron a los países involucrados en el problema, Estados Unidos, Guatemala, El Salvador, Honduras y México, a suscribir convenios para aplicar medidas eficaces que garanticen el respeto a los derechos humanos de los menores no acompañados y que se atienda el origen del problema.

Antes, el pleno de la Permanente aprobó la creación de un grupo plural de diputados y senadores para que dé seguimiento y atienda el problema de las niños migrantes que cruzan el país en su tránsito hacia Estados Unidos.

La vicecoordinadora de los senadores del PRD, Dolores Padierna, manifestó en tribuna que los menores que viajan solos son las principales víctimas del sistema de barbarie, debido a que huyen de situaciones de violencia, pobreza y marginación o van al rencuentro de algún familiar.

La senadora Mariana Gómez del Campo, del PAN, presidenta de la Comisión de Relaciones Exteriores para América Latina, destacó la necesidad de mantener el diálogo entre las instancias involucradas en la atención y protección de los menores migrantes.

· Presentará la UNAM 11 propuestas

La política de contención aviva violación de derechos

Emir Olivares Alonso

Periódico La Jornada
Viernes 4 de julio de 2014, p. 10

La política migratoria de contención aplicada por Estados Unidos en la década reciente ha generado el recrudecimiento de violaciones a los derechos humanos de quienes pretenden ingresar a ese país sin documentos, pues favorece que en su paso por México el crimen organizado los someta a secuestros, trata de personas, extorsiones, homicidios, mutilaciones y violaciones sexuales en el caso de las mujeres.

Así lo planteó Mauricio Farah, experto en el tema y actual secretario general de la Cámara de Diputados, al presentar la investigación Migración y derechos humanos, que elaboró a petición del Programa Universitario de Derechos Humanos (PUDH) de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). El documento –que presenta 11 propuestas dirigidas a varios sectores gubernamentales– será asumido por la casa de estudios.

“En su obstinación por blindar su frontera (sur), Estados Unidos rompió la circularidad de la migración, ahondó el sufrimiento de los migrantes, hizo más necesarios a los traficantes (polleros) y encareció sus tarifas, despertando el interés de la delincuencia organizada por la migración.”

En conferencia, el titular de la quinta visitaduría de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (dedicada a indagar violaciones a las garantías de los migrantes), Fernando Batista, indicó que la crisis humanitaria no sólo atañe a los niños que permanecen en condiciones inadecuadas en centros de detención, sino a todos, pues los adultos también enfrentan severas violaciones a sus garantías (400 mexicanos mueren cada año en su intento por cruzar la frontera y datos oficiales estiman que al menos 10 mil personas sin documentos procedentes de Centro y Sudamérica son secuestradas en su tránsito por México).

No ver, no escuchar y no atender este grave problema es lo que ha causado la crisis humanitaria. Hoy están expuestos a mayores y más riesgos que hace dos décadas. Viajan por rutas inhóspitas y mortales, y se enfrentan a una delincuencia ávida de recursos a costa de los más vulnerables.

Indicó que México está obligado a garantizar la seguridad de estas personas, así como a impulsar un diálogo de alto nivel entre los países centroamericanos y Estados Unidos para elaborar una reforma migratoria que termine con el sufrimiento que viven los migrantes en su intento por llegar a territorio estadunidense.

Entre las 11 propuestas del PUDH están: que se considere las violaciones a los derechos humanos de los migrantes como crisis humanitaria que debe enfrentarse inmediatamente con acciones de política pública suficientes y eficaces.

Se exige al gobierno mexicano que solicite al de Estados Unidos incluir este tema en la agenda bilateral, pero no desde la visión de seguridad nacional, sino como parte de la integración económica y social; que se otorgue vigencia efectiva en todo el territorio mexicano a la Ley de Migración aprobada en abril de 2011; que se cree una fiscalía del migrante dependiente de la Procuraduría General de la República que concentre las investigaciones de los delitos cometidos contra este sector, ,y que en el contexto de la reforma constitucional de derechos humanos de junio de 2011 se efectúe el control de convencionalidad en favor de los migrantes, es decir, verificar que cualquier acto o ley de una autoridad se ajuste a las normas de la Convención Americana sobre Derechos Humanos.

· Se trata de menores hasta de 11 años, de acuerdo con estadísticas de Gobernación

Creció más de 600% de enero a mayo la cifra de niños migrantes no acompañados

Fabiola Martínez

Periódico La Jornada
Viernes 4 de julio de 2014, p. 11

En sólo un mes, el número de niños migrantes no acompañados (de recién nacidos a 11 años de edad) presentados ante la autoridad mexicana se disparó casi 200 por ciento, al pasar de 113 en abril a 305 en mayo pasado. Del inicio del año al corte de mayo, el problema se incrementó más de 600 por ciento.

En la cuenta enero-abril de este año, el acumulado de menores que viajaban solos rumbo a Estados Unidos –la mayoría procedente de Centroamérica– era de 400, y al cierre del quinto mes la cifra llegó a 705, según las estadísticas más recientes de la Secretaría de Gobernación (SG).

De esos 705 niños que viajaban sin la compañía de un familiar adulto, 217 fueron repatriados, por lo que se infiere, de acuerdo con declaraciones de funcionarios federales, que 488 permanecían, al menos en junio, alojados en un albergue del Sistema DIF.

De los pequeños acompañados, casi todos (mil 908, de 2 mil 127) fueron devueltos a sus lugares de origen.

Este flujo, en la mayor situación de vulnerabilidad, por emprender la travesía de manera irregular y sin la compañía de un familiar adulto, está integrado por migrantes que mayoritariamente son encargados a traficantes de personas para ser llevados a Estados Unidos.

El Instituto Nacional de Migración (INM) dijo la semana pasada que de enero a junio había rescatado a 10 mil 505 menores (acompañados y solos), 7.4 por ciento más que los 9 mil 727 registrados en todo 2013.

Si se mantiene esa tendencia, agregó, al cierre de este año la cifra de niños y adolescentes rescatados podría superar 16 mil.

En enero pasado, los más pequeños no acompañados fueron 43. En febrero el número llegó a 58 y en marzo encontró el primer pico de 186. En abril el conteo fue de 113 casos, pero en mayo el nivel se colocó en 305, por lo tanto, en sólo cuatro meses, la problemática, calificada por Estados Unidos de crisis humanitaria, subió 609 por ciento.

La información, relacionada con eventos generales registrados en las estaciones del INM, detalla que de enero a mayo de 2014 fueron presentados ante la autoridad 43 mil 863 extranjeros que no acreditaron su situación migratoria regular. Casi todos (38 mil 959) fueron repatriados.

De ese grupo general, 35 mil 856 son mayores de 18 años, mientras 8 mil 7 son menores.

Del subgrupo de menores, 5 mil 175 fueron reportados con edades entre 12 y 17 años (3 mil 794 hombres y mil 381 mujeres).

En cuanto a los más chicos, clasificados por la SG de recién nacidos a 11 años, se registró a 2 mil 832, de los cuales 2 mil 127 viajaban acompañados y 705 lo hicieron solos.

Entre los más pequeños hay 382 varones y 323 mujeres, se precisa en los datos del INM, difundidos por conducto de la unidad de política migratoria de la secretaría.

Detienen a presunta traficante de personas

Fabiola Martínez

Periódico La Jornada
Viernes 4 de julio de 2014, p. 19

El Instituto Nacional de Migración (INM) de la Secretaría de Gobernación puso a disposición del Ministerio Público Federal en Nuevo León a una mujer mexicana, presunta integrante de un grupo de traficantes de personas, cuando trasladaba ilegalmente a Estados Unidos a ocho hondureños, entre ellos cinco menores de edad y tres mujeres. Mediante el Operativo Intermodal, donde participan los tres niveles de gobierno, la delegación federal del INM en la entidad identificó en el municipio de Anáhuac un vehículo donde los extranjeros iban escondidos para cruzar la frontera. La presunta traficante, de aproximadamente 40 años, que cobró 2 mil dólares por trasladar a los centroamericanos, fue puesta a disposición del Ministerio Público Federal. El INM alojó a las tres mujeres, presuntas madres de los cinco menores, quienes permanecerán juntos para que no se vean afectados por las condiciones de vulnerabilidad en las que fueron encontrados, en tanto esperan la acreditación consular de su país para la repatriación.

Miles de niños que cruzan ilegalmente la frontera podrán quedarse en EE UU

La legislación deja suficientes resquicios para que los menores vivan durante meses ‘sin papeles’

SILVIA AYUSO / CRISTINA F. PEREDA Washington 26 JUN 2014 – 20:31 CET, El País (España)

1403804576_157745_1403805560_noticia_normal.jpg

Una emigrante hondureña trata de llegar con su hija al tren donde viajaba en Chiapas, México. / REBECCA BLACKWELL (AP)

A pesar de que la Casa Blanca ha advertido que los miles de menores inmigrantes que cruzan ilegalmente la frontera en los últimos meses acabarán siendo deportados, expertos y miembros de la Administración Obama reconocen que el sistema de inmigración actual les permite comenzar una vida en Estados Unidos.

“¿De verdad van a deportar a un niño de cinco años?” Esta es la pregunta que se puede hacer cualquiera que siga la crisis que sufre Estados Unidos a raíz de la masiva llegada ilegal de menores no acompañados. Esta semana la planteó el congresista republicano Peter King durante una de las audiencias celebradas en la Cámara de Representantes al respecto.

La respuesta es un complejo entramado legal que implica a varios departamentos del Gobierno federal de Estados Unidos, un sistema de inmigración obsoleto y una ausencia de recursos económicos y logísticos para responder a la llegada de 52.000 inmigrantes indocumentados en los últimos ocho meses.

La insistencia de King puso nervioso al secretario de Seguridad Nacional, Jeh Johnson, encargado de explicar ante el Congreso la respuesta a esta crisis. El gobierno de Barack Obama se ha esforzado en reiterar el mensaje de que ningún menor que llegue de forma ilegal al país podrá beneficiarse de las medidas ya aprobadas, como el retraso de las deportaciones de estudiantes sin papeles, o de las que están siendo estudiadas como la reforma migratoria. Para ello Obama incluso envió a su vicepresidente, Joe Biden, a Guatemala, a realizar la advertencia in situ y ante los presidentes y altos representantes de la región centroamericana que es la principal fuente del inquietante flujo migratorio.

¿A dónde han ido a parar esos más de 52.000 niños interceptados en la frontera? ¿Cuántos han sido ya entregados a un familiar en Estados Unidos?

Pero el ejecutivo demócrata elude dar una respuesta directa cuando se le pregunta si efectivamente va a deportar a los niños que ya están en Estados Unidos. ¿A dónde han ido a parar esos más de 52.000 niños interceptados en la frontera? ¿Cuántos han sido ya entregados a un familiar en Estados Unidos? Y, sobre todo, ¿cuántos de ellos se han presentado ante un juez de inmigración o han sido ya efectivamente deportados? El Gobierno no da cifras. Y responde con muchas evasivas acerca de su futuro.

La legislación estadounidense contempla diferentes condiciones para los indocumentados de México y Canadá, a los que puede devolver a los inmigrantes que intercepte en su frontera. Sin embargo, en el caso de los sin papeles de otras naciones, debe iniciar un proceso que comienza con su detención durante un máximo de 72 horas en instancias de la Patrulla Fronteriza -dependiente del Gobierno federal- para después ser entregados a la Oficina del Refugiado y Reasentamiento.

Craig Fugate, responsable de la Agencia Federal de Emergencias (FEMA), reconoció esta semana ante el Congreso que EE UU no logra cumplir con esos plazos de 72 horas por el intenso flujo de inmigrantes. Además de ese retraso, los menores pasan después una media de 35 días en las instalaciones de la Oficina del Refugiado. “Allí se siguen dos vías”, explica Wendy Young, directora de la organización KIND, especializada en la defensa legal de menores. “Son enviados a bases militares habilitadas en Texas, Oklahoma o California, con capacidad para unos 2.000 menores, o a las instalaciones de la Oficina del Refugiado, con entre 5.000 y 7.000 camas”.

Los expertos aseguran que las pocas cifras oficiales de las que disponen estas organizaciones son las proporcionadas por el informe de la Oficina de Supervisión del Congreso. Ese documento asegura que el 90% de los menores que han llegado solos a la frontera han sido puestos en contacto con un familiar o tutor en Estados Unidos. El resto son entregados a los servicios sociales para encontrarles una familia de acogida.

La acumulación de casos de inmigración hará que muchos de estos menores accedan al sistema educativo y vivan como un indocumentado más

“Nuestra esperanza es que cuanto más rápido podamos entregarles a sus familiares o a hogares de acogida, mientras continúan los procedimientos legales, menos camas necesitaremos”, reconoció Fugate. “Hemos ampliado la capacidad de nuestros centros pero también ha aumentado el número de niños y no podemos cumplir con el límite de 72 horas”.

Los menores que abandonan las instalaciones, deben presentarse ante las autoridades de inmigración 15 días después. En eso momento los niños entran en el sistema legal migratorio y su proceso de deportación, pero los expertos reconocen que la acumulación de casos a tramitar en el sistema migratorio -la media tarda más de 500 días en resolverse-, hará que muchos de estos menores puedan acceder al sistema educativo y vivan en EE UU como un indocumentado más de los 11 millones que se estima ya residen en el país.

Así lo reconocía el propio secretario de Seguridad Nacional esta semana: “Si me está preguntando si podemos tomar al niño no acompañado en la frontera y devolverlo directamente a Guatemala, no creo que la ley nos permita hacer eso”, replicó Johnson al comentario del congresista republicano Mike Rogers, que exigía enviar una “señal” contundente a los países de donde son oriundos los pequeños.

Además, una vez en custodia de sus padres o de un familiar, estos niños dejan de ser una prioridad para el Departamento de Seguridad Nacional a cargo de las deportaciones, desde que en 2012 el presidente Obama ordenara resolver primero la expulsión de aquellos con antecedentes penales. “Tenemos que priorizar aquellos que suponen una amenaza a la seguridad pública”, recordó Johnson.

Pero esa entrada en el país también supone el comienzo de una nueva realidad en la que, según alerta Leslie Vélez, del Alto Comisionado de Naciones Unidas para el Refugiado (ACNUR) los inmigrantes necesitan disponer de representación legal y de más información sobre sus derechos y responsabilidades. “Toda persona que tema regresar a su país por miedo a ser perseguido es un candidato legítimo a recibir asilo y está protegido por la legislación estadounidense y la internacional”, asegura Vélez.

La organización KIND teme sin embargo que entre el 70 y el 90 por ciento de los menores completa sus trámites al llegar a EE UU sin asistencia legal. “Los niños que tienen un abogado tienen tres veces más posibilidades de obtener algún tipo de protección y quedarse en EE UU”, afirma Young.

Tanto el Gobierno como las organizaciones que trabajan en la asistencia de los inmigrantes coinciden en que la llegada masiva de menores indocumentados se debe tanto al incremento de la violencia y la inseguridad en Centroamérica como a los rumores difundidos por los traficantes. “La violencia ha creado una oportunidad de negocio para ellos”, insiste Young. “Pero los niños no vendrían voluntariamente, dejando sus países y sus familias, si no estuvieran viviendo allí algo terrible”.

Presentó Ríos Píter acuerdo para convocar a reunión a fin de abordar crisis migratoria infantil

Armando Ríos Píter.

Organización Editorial Mexicana

4 de julio de 2014

Bertha Becerra / El Sol de México

Ciudad de México.- El senador Armando Ríos Píter presentó ante la Comisión Permanente un punto de acuerdo para que se exhorte al Ejecutivo federal a convocar una reunión extraordinaria de Jefes de Estado y de Gobierno de Centroamérica, el Caribe, Estados Unidos y Canadá, para abordar la crisis migratoria infantil.

En la tribuna, el legislador perredista por Guerrero dijo que de octubre del 2013 a junio del 2014 fueron 51 mil niños migrantes los que se deportaron en la franja fronteriza, de los cuales 12 mil eran niños mexicanos.

"Me parece que hay que tomarle la palabra a los Estados Unidos que ponen el dedo en el renglón, pues a partir de la máxima autoridades del Poder Ejecutivo, el presidente Obama y que México a partir del titular del Ejecutivo, Enrique Peña con la Secretaría de Relaciones Exteriores y los países de Centroamérica y el Caribe, hagamos una convocatoria a una reunión internacional para abordar esta problemática".

El presidente en funciones, el diputado priísta Héctor Gutiérrez de la Garza señaló que desde la sesión anterior se tenía una proposición con punto de acuerdo con la finalidad de formar un grupo plural de legisladores que se aboque a darle atención al seguimiento de la problemática de los niños migrantes que ingresan a Estados Unidos.

A lo anterior se sumó otra proposición con punto de acuerdo de la misma naturaleza en la agenda política. Se sometieron a votación y se aprobaron como de urgente resolución.

Participaron los diputados Ricardo Monreal Avila, Ricardo Astudillo Suárez y María de las Nieves García Fernández así como las senadoras Ana Gabriela Guevara, Dolores Padierna Luna y Mariana Gómez del Campo.

El presidente de la Junta de Coordinación Política, de la Cámara de Diputados, Silvano Aureoles Conejo saludó la iniciativa para la integración de un grupo plural de legisladores del Congreso de la Unión para atender este asunto que rebasa temas legales y fronterizos y se convierte en un tema de carácter humanitario.

Se trata de la integración de un grupo plural que dé atención y seguimiento a la problemática de los niños migrantes que ingresan a los Estados Unidos.

El diputado de MC, Ricardo Monreal señaló que de acuerdo a la Organización Internacional para las Migraciones -OIM-, los niños latinoamericanos representan alrededor del 52% de la población extranjera en Estados Unidos, de los cuales más de 30 millones son personas de origen mexicano.

Destacó que tan sólo en el primer semestre de este año, más de 82 mil migrantes han sido deportados de Estados Unidos hacia Centroamérica.

En el caso de los menores, de acuerdo a la Red Consular de México, desde 2007 se repatrió en promedio a 15 mil menores no acompañados cada año, sin que se haya implementado alguna medida para disminuir ese flujo y evitar que miles de niños viajen solos.

– See more at: http://www.oem.com.mx/elsoldemexico/notas/n3452267.htm#sthash.yuFEpsbi.dpuf

[]

Niños, un drama silencioso

Por Bernardo Kliksberg*

Según el discurso “oficial” mundial, los niños son la prioridad. En la práctica, con algunas mejoras, muchos carecen de derechos elementales.Unicef, que realiza un trabajo excepcional en defensa de los niños, informa que 6,6 millones murieron en 2012 antes de cumplir los 5 años por causas perfectamente prevenibles. Dieciocho mil por día.

Es una tragedia silenciosa muy superior en víctimas a cualquier guerra.Mil cuatrocientos niños mueren diariamente por enfermedades diarreicas, ligadas al uso de agua contaminada y la falta de instalaciones sanitarias.

A pesar de los avances tecnológicos acelerados del planeta, 764 millones de personas carecen de agua potable y 2400 millones de una instalación sanitaria.

Amartya Sen muestra en su reciente obra sobre la India que, junto a notables desarrollos tecnológicos, la mitad de los habitantes no tiene una instalación sanitaria, y tiene una de las tasas más altas de desnutrición infantil.

Está demostrado que la provisión de mosquiteros tratados con insecticidas podría reducir en un 20 por ciento las muertes de niños por malaria. Los costos son muy reducidos.

Un 17 por ciento de las muertes de niños se debe a neumonía. Se podría prevenir y tratar a bajos costos.

Save The Children denuncia que un millón de niños muere, anualmente, el día en que nacen, por razones evitables.

Las desigualdades en la probabilidad de sobrevivir son muy agudas. En Somalia, uno de cada siete niños muere antes de cumplir 5 años. En Finlandia, sólo uno de cada 345 niños.

En los países líderes, como Finlandia, No-ruega y Suecia, mueren tres niños menores de 5 años de cada 1000 nacidos vivos. En India son 56.

La prestigiosa revista médica The Lancet resalta que el costo de las intervenciones necesarias para reducir drásticamente los decesos infantiles sería de 1,15 dólar anual por habitante del planeta. Cerca de la mitad de lo que quieren percibir los fondos buitre de la Argentina.

Madres en peligro

Con progresos, durante el embarazo o el parto mueren anualmente 300.000 madres. Un factor clave es que no tienen atención de personal entrenado.

El mejor lugar del mundo para dar a luz, según Save The Children, es Finlandia, donde sólo una mujer en 12.000 tiene probabilidad de morir durante el embarazo o el parto. En Somalia, muere una mujer cada 16.

En la República Democrática del Congo es más riesgoso ser una madre o un niño que un soldado armado. En Etiopía, con 145 millones de habitantes, sólo el 10 por ciento de los nacimientos tiene ayuda.

Como propone Save The Children, bastaría asegurar que los embarazos y partos sean asistidos por personal preparado, y que fueran gratuitos, para bajar totalmente las defunciones.

Indocumentados

Uno de cada tres niños menores de cinco años no está registrado. Son 230 millones de niños que, al no haber sido inscriptos, van a ser “parias jurídicos”. Van a tener dificultades para poder entrar a la escuela, para beneficiarse con programas sociales, para acceder a trabajos, van a carecer de derechos.

La indocumentación está ligada a la pobreza y a déficit estatales muy fuertes.El 4 por ciento de los habitantes más pobres de Tanzania es registrado al nacer. En la República Democrática del Congo sólo se inscribe 28 por ciento de los nacimientos.

Tendencias inquietantes

A estos datos se suman otros, de graves consecuencias. La mutilación genital femenina alcanza altas proporciones en algunas regiones. Hay un 11 por ciento de niñas que contraen matrimonio antes de los 15 años. A pesar de los avances en educación, sólo un 69 por ciento de las niñas y un 61 por ciento de los niños en edad de secundaria está matriculado. Persisten grandes cuestiones como la desnutrición, el trabajo infantil, el tráfico de niños, el uso de los niños en el tráfico de drogas, los niños soldados y múltiples formas de violencia contra los niños.

Las recetas neoliberales han impulsado gruesos desequilibrios en la situación de los niños, incluso en áreas donde tradicionalmente existían significativas protecciones, como en Europa.

Un informe reciente de la Unión Europea concluye que “la situación en Rumania, España, Bulgaria, Grecia e Italia es particularmente preocupante. De hecho, combinan las tasas más altas de pobreza infantil entre el 26 y 35 por ciento y el más bajo impacto de las ayudas sociales sobre ellas, 16 al 35 por ciento”.

En España se estima que hay 2,3 millones de niños bajo la pobreza, el 27 por ciento de la población infantil.

Ha crecido la migración ilegal de niños no acompañados intentando cruzar la frontera norteamericana. Pasaron de 15.700 en 2011 a 52.000 este año. La mayoría viene de Centroamérica. Quince mil de Honduras. Un informe del Alto Comisionado de la ONU para los refugiados señala entre las causas principales la violencia de las pandillas criminales.

¿Se puede enfrentar la pobreza infantil?

La Unicef plantea que el argumento convencional, muy usual en las elites latinoamericanas, de que es responsabilidad de cada familia, es falaz; junto a la familia debe estar el Estado. Afirma: “El Estado debe implicarse en el bienestar y los derechos de los niños, porque los niños son también una cuestión de Estado”.

En la región han surgido, en el marco de la búsqueda de economías con rostro humano, políticas y programas de gran aliento en esta dirección que están dando resultados muy concretos, entre otros en Chile (donde el gobierno de Michelle Bachelet se propone instituir la gratuidad en la educación y combatir las inequidades en la misma), en Brasil, en Uruguay, en Argentina y otros países.

Junto a políticas económicas y sociales orientadas a crear inclusión, han tenido alta efectividad programas compensatorios en gran escala.

Entre ellos, se han convertido en referencia internacional Bolsa Familia, de Brasil, que llega a la cuarta parte más pobre y tiene especial énfasis en los niños, y la Asignación Universal en Argentina, que cubre a 3,5 millones de niños pobres. La Unicef recomendó especialmente a España tomar como ejemplo la Asignación Universal por Hijo porque, según destaca uno de sus especialistas, “aunque los contextos son distintos, vale el ejemplo de la Argentina en términos de generar un piso de protección y una red de contención claramente positiva”. Resalta que “en la Argentina hay estudios que demostraron que la indigencia podría duplicarse si no existiera la Asignación Universal”. Ejecutado con máxima excelencia gerencial por la Anses, en coordinación con múltiples organismos nacionales y provinciales, el programa ha incrementado fuertemente la escolaridad de los niños pobres y reducido significativamente la pobreza.

En un mundo donde un 1 por ciento de la población concentra casi la mitad del producto bruto mundial, mueren 3 millones de niños antes de cumplir un mes. Podrían salvarse en su gran mayoría, según indica Unicef, con “intervenciones poco costosas y de eficacia comprobada”. ¿Puede haber algo más urgente?

*Doctor en economía y licenciado en sociología y en administración, en la todos Universidad de Buenos Aires. Asesor de organismos y agencias internacionales como la ONU, el BID, UNICEF, UNESCO, la OEA y la OPS. En su rol de asesor de las Naciones Unidas colaboró con distintos países de la región, en las áreas vinculadas a la pobreza, Artículo divulgado por SURySUR, 04.07.14

[]

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s